09
Dom, Dic
9 New Articles

Intensidad, nostalgia, melancolía y evocación; PJ Harvey en Vivo Corona Capital 2017

Conciertos
Typography

La larga espera de 13 años había terminado, llego el 18 de noviembre del 2017 y con ello el momento de disfrutar una vez más en vivo a la dama más importante en el rock de los últimos tiempos. La musa, la diva, la leyenda llamada PJ Harvey.

Y es así como no hay fecha que no se cumpla, era momento de PJ Harvey en el Festival Corona Capital 2017. Todo estaba puesto, día soleado, buen ambiente, bandas de calidad como, por decirlo así, abridores del show de la Harvey, y después de una espera de 13 años (recién cumplidos el pasado 2 de noviembre) solo era cuestión de aguantar unas horas más y presenciar el regreso de la musa y diva del rock de nuevo en tierras mexicanas.

 

Ya estando en el escenario Corona Light presenciamos la primera banda correspondiente a él, las chicas de Joseph, banda folk, muy simpática y que por momentos nos recordaba a The Unthanks, Camera Obscura y Belly, terminando ellas daban paso a los chicos de Daughter, trio ingles bastante conocido en México, que cuentan con un sonido indie folk de gran calidad liderados por la bella presencia y voz de Elena Tonra, y que durante una hora deleito a una buena cantidad de fans. Después de ellos continuaba la excelente banda de Glasgow Escocia con su sonido etéreo, acompasado y lleno de distorsiones melódicas, nos referimos a Mogwai que con Stuart Braithwaite al frente durante una hora también hizo de las suyas para mantener complacidos a sus seguidores. Llegando al fin de su presentación pasando las 7pm era tiempo de esperar un poquito más, para el show principal (para nosotros fans de PJ), y así durante una hora de empujones, y ver la instalación, pruebas de sonido demás por parte del staff del equipo de Polly Jean y banda, solo era cuestión de que el reloj maraca las 8:10pm.

 

Las luces se apagaron, entro por lado derecho una gran cantidad de fotógrafos que se amontonaron, y uno con una cámara de video HD profesional muy grande provoco la discusión entre publico y él para que la quitara y dejara ver el show como se debe. La discusión no llego a más y es cuando pasando las 8:10pm comenzaron los primeros sonidos de la noche de Polly y su banda.

Los diez músicos salen en procesión a escena tocando los tambores, con un posado sobrio y solemne, vestidos de negro, con Mick Harvey y John Parish como primeros espadas. PJ Harvey se esconde muy seria y sobria tras su saxofón y se desmarca del pelotón que la acompaña con los ritmos de marcha militar, los de ‘Chain of Keys’, que disponen el ambiente perfecto para el concierto de la inglesa, solemne pero entretenido. Harvey presenta ‘The Hope Six Demolition Project’ apoyada por un sonido inmejorable (por lo menos, desde mi zona) y metida en su papel, sin apenas esbozar sonrisa, para transmitir la oscuridad de sus letras en crítica a la incompetencia del gobierno, la guerra o el capitalismo voraz. Son himnos los que sonaron esa anoche, no solo canciones, pero algunos destacaron más que otros, como ‘Community Of Hope’ pero concretamente más los pertenecientes a su anterior álbum, ‘Let England Shake’, del que Harvey y compañía compartio solo tres temas, ‘Let England Shake’, ‘The Words that Maketh Murder’ y ‘The Glorious Land’. Estas tres canciones deslumbraron frente a las nuevas, por muy común que suene decirlo, y eso que solo fueron tres en un principio.

 

Y así es como se escucharon los primeros acordes de ‘White Chalk’, en una versión acústica que hizo erizar la piel y que en lo particular me evoco pasajes vividos 10 años atrás. Continuaba el encanto con ‘In The Dark Places’ y ‘The Wheel’. Todo quedo en calma y era momento para los clásicos, esos que a mis espaldas muchos estaban pidiendo. Así sonaron ’50 ft Queenie’, desbordante de energía, donde la Polly saco el lado salvaje al que acostumbraba y que ahora modera (y mi momento favorito de quizás todo el concierto), y las escalofriantes ‘Down By the Water’ y ‘To Bring You My Love’, las cuales pusieron el listón tan alto, que ni tan siquiera la hermosa ‘River Anacostia’ logro calmar nuestro clamor por mas PJ, PJ, PJ… y así llego el final tras una hora de emoción y evocación la banda se despedía y agradecía al público mexicano la velada. Con este show termino la gira ‘The Hope Six Demolition Project’ que duro más de año y medio, y que toco latitudes como Japón, Australia y afortunadamente Latinoamérica y México. Gracias Polly Jean Harvey, John Parish, Mick Harvey, Kenrick Rowe, James Johnston, Alain Johannes, Enrico Gabrielli, Terry Edwards, Alessandro Stefana y demás miembros de la banda y staff por una noche inolvidable.

 

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS